18 junio, 2022

¿Por qué no debemos enfocar el activismo en mostrar imágenes violentas?


Sus defensores argumentan que es "efectivo" para que la gente se haga vegana. Veamos si esto es cierto:

La efectividad de algo es el efecto esperado o deseado para una determinada cosa. Mostrar violencia explícita puede ser efectivo desde el punto de vista del grupo (si esperan una reacción determinada), pero desde un punto de vista abolicionista no lo es. Enfocar nuestro activismo en la violencia gráfica difumina el mensaje abolicionista, pues estamos diciendo que el problema de fondo es el trato, y no el hecho mismo de usar a los demás animales para nuestros fines.

Difundir imágenes violentas o crueles no es educar sobre Veganismo y Derechos Animales, sino promover la idea básica del bienestarismo. El bienestarismo es una ideología consecuencialista que tiene sus orígenes en los postulados del filósofo Jeremy Bentham, y adoptado posteriormente por el filósofo Peter Singer. Los bienestaristas consideran que lo moralmente relevante es el "trato" o el "sufrimiento" que padecen los animales al ser explotados, pero no el hecho mismo de que sean tratados como mercancías para nuestros fines.

Falsa estrategia

Hay grupos y organizaciones que insisten en mostrar lo que "sucede" en las industrias de explotación animal, como si esto hiciera un cambio radical en la mentalidad de la gente. La explotación no se limita al nivel de la industria, sino que abarca cualquier uso que se haga de los animales. No es ningún secreto el asesinato y la violencia física/psicológica que padecen los animales no-humanos, es lógico que así sea, pues son tratados como meras mercancías y están sometidos a la propiedad. Todos los males que padecen no son el problema de fondo, sino consecuencia de su estatus de propiedad, y de la mentalidad especista que motiva su cosificación.

Si nos centramos en mostrar violencia gráfica estaremos entregando un mensaje de que el problema de fondo no es el uso de animales, sino el trato o la forma en que los explotamos. Ese tipo de activismo lo que consigue son alianzas o coaliciones entre los explotadores de animales y organizaciones, que es justo lo que está sucediendo en la actualidad. No es coincidencia que el mercado tenga un alza de productos con el sello de explotación feliz, pues los partidarios del bienestar animal defienden el derecho a esclavizar y asesinar animales para nuestros fines.

¿Qué sucedería si la industria se reinventa, y ya no podríamos apelar a las imágenes violentas?

Es lo que está sucediendo. Los explotadores de animales están buscando formas para que los animales no sufran y tengan buenas condiciones de bienestar. Es lo que están consiguiendo quienes apoyan este tipo de activismo.

Educar correctamente

No necesitamos mostrar imágenes violentas para educar sobre Veganismo y Derechos Animales, de la misma manera que no necesitamos mostrar imágenes de mujeres y niños abusados para educar sobre sus derechos fundamentales. Hay muchas maneras creativas, éticas y eficaces para educar sobre los Derechos Animales:

  • La aplicación del método socrático (diálogo socrático), es decir, la indagación o búsqueda de la verdad mediante el propio esfuerzo de la reflexión y el razonamiento de los interlocutores. Normalmente concierne a dos interlocutores, el primero lidera el diálogo por medio de preguntas, y el segundo asiente o rechaza las conclusiones de la discusión.

Podemos apoyar el diálogo con el uso de imágenes o videos que visibilicen la vida emocional y consciente de los animales no-humanos, además de reforzar valores como la libertad. Por ejemplo: videos de animales libres, que viven bajo sus propios términos.

  • Activismo educacional posicionando a las víctimas como nuestros iguales en el ámbito moral, es decir, como personas dignas de respeto. La cosificación de los animales no significa creer de forma literal que son cosas u objetos, sino tratarlos como si lo fueran.
El reconocimiento expreso de los animales como personas desafía la mentalidad especista que los cosifica, pues implica considerarlos como nuestros equivalentes en el ámbito ético.

Compartir sólo imágenes de violencia gráfica muestra la carencia de formación y habilidad para educar sobre Veganismo y Derechos Animales.

Es por medio del diálogo que podemos y debemos persuadir a otros en el veganismo, no por medio de la violencia gráfica. La mentalidad especista la combatimos haciendo uso de la razón, no de la compasión. La compasión no es más que sentir lástima o tristeza por la desgracia ajena, pero no implica ningún cambio de mentalidad que refleje un cambio radical en la conducta. Por el contrario, la empatía es un ejercicio de la razón que condiciona necesariamente el comportamiento moral; es un razonamiento que consiste en colocarnos imaginariamente en el lugar de otros individuos y sentir como si fuéramos ellos.

Debemos tener claro lo que significa veganismo y lo que implica ser vegano, pues no todo lo que se haga por los animales corresponde a asumir y comprender el veganismo. Esto es un error categorial frecuente y que sólo muestra la carencia de formación básica. Pondré el siguiente ejemplo:

"Me hice vegano/a al ver imágenes violentas o como sufren los animales o Dejé de consumir productos de origen animal al descubrir lo que sucede en las industrias"

¿Corresponde al veganismo? Claro que no. El veganismo es un principio ético de emancipación que libera a los demás animales del dominio humano, así fue definido de manera oficial en 1951. Ser vegano implica comprender y asumir el veganismo, para que eso suceda debe ocurrir un ejercicio de la empatía (que es un tipo de razonamiento), autorreflexión, asimilar los prejuicios y el adoctrinamiento cultural. También es necesario ejercer de manera intuitiva la duda metódica, con el objetivo de descubrir las verdades morales y empíricas, que no es posible acceder a ellas debido a la educación antropocéntrica que recibimos. Por lo tanto, no es verdad que alguien al ver imágenes violentas comprenda y asuma el veganismo,

Comprender y asumir el veganismo requiere de un proceso, información y activismo que guíe en la dirección correcta. Si alguien deja de consumir productos porque los animales sufren, no es veganismo, sino bienestarismo. El veganismo no trata sobre el sufrimiento ni el dolor, porque comprende que es una consecuencia del dominio que los humanos ejercen sobre el resto de animales. El veganismo tiene que ver con el rechazo del uso de animales. 

La gente no es estúpida

Hay una tendencia entre los defensores de los animales a creer que el público en general no es capaz de comprender los argumentos a favor del veganismo, y que debemos "ir de a poco". No estoy de acuerdo con esa forma de pensar, pues la historia nos muestra que la gente puede cambiar su mentalidad y comportamiento. Por lo tanto, no existe razón que justifique aplicar un criterio diferente en el activismo por los Derechos Animales. La educación moral es el arma más poderosa para combatir la injusticia, tenemos varios ejemplos históricos: la abolición de la esclavitud afroamericana, que fue posible gracias al activismo abolicionista (enfocado en la persuasión moral) de la época. El activismo no-violento por los derechos civiles de Martin Luther King, y el movimiento pacifista de Mahatma Gandhi. Numerosos ejemplos que muestran que el activismo no-violento y centrado en la raíz del problema, son efectivos y correctos para la justicia y la consideración moral de las víctimas.

No existe ejemplo o precedente histórico que muestre que la exposición de cuerpos mutilados, violados o abusados, dará tratamiento al problema de fondo. De hecho es contraproducente, pues genera el efecto contrario; la gente tiende a centrarse en lo superficial o en la forma del problema.

Si la sociedad no comprende ni asume el veganismo actualmente, es porque sencillamente el activismo no está enfocado en la educación vegana. La gente puede entender si explicamos con eficacia. 

No hablamos de física cuántica.

4 comentarios:

  1. Mostrar imágenes violentas es muchas veces necesario para que la gente se haga vegana. Lo siento, pero es la realidad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para sostener esa afirmación debes argumentar, no veo que lo estés haciendo.

      Eliminar
    2. Quizás pero en mucho menor proporción en comparación con las otras formas de hacer activismo como las que menciona el artículo

      Eliminar
  2. Un montón de respuestas que rebaten lo que en el articulo se sostiene han desaparecido. ¿Por qué? ¿Tiene la potestad la autora del artículo de eliminarlas?

    ResponderEliminar